Alberto Fernández busca sumar a los intendentes del conurbano para redoblar la embestida contra la Corte

El Presidente almuerza con el gobernador bonaerense Axel Kicillof y los jefes comunales peronistas en Chapadmalal. La arremetida se desató tras el fallo que ordenó devolverle a la ciudad de Buenos Aires parte de los fondos recortados por la coparticipación.

En pleno ataque contra la Justicia el presidente, Alberto Fernández almuerza con el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, e intendentes de la Provincia para sumar respaldo al pedido de juicio político contra la corte suprema. La cumbre es en la Residencia Presidencial de Chapadmalal, en la que participan jefes comunales de la primera, tercera, quinta, sexta y séptima sección electoral de la provincia de Buenos Aires.

Previo a la reunión la Federación Argentina de Municipios presidida por el intendente de La Matanza, Fernando Espinozaque participa de la reunión, expresó en un comunicado su respaldo a la ofensiva contra el máximo tribunal. Los jefes comunales acusaron al máximo tribunal de ser “parcial” y de responder a “una coalición electoral y a grupos económicos concentrados, pero no al conjunto del pueblo argentino”.

Para los intendentes que integran la FAM la Corte fue “cooptada por el poder económico y un frente político para perseguir líderes populares y garantizar ganancias y privilegios al capital concentrado de Argentina”.

Críticas al fallo de la Corte Suprema por la coparticipación a la ciudad de Buenos Aires

Los jefes comunales salieron al cruce del fallo del máximo tribunal que ordeno devolverle a la ciudad de Buenos Aires fondos recortados de coparticipación: “Las provincias argentinas y de igual manera los municipios nos sentimos damnificadas por la asignación de recursos de manera antojadiza sin ningún tipo de fundamentos y argumentos, que sin ninguna duda afectarán las transferencias a nuestras comunidades para la mejora de la calidad de vida de nuestros vecinos y vecinas”.

  • “Esta Corte Suprema de Justicia está pisoteando al federalismo, destruye al sistema republicano y afecta la representatividad, por eso respaldamos el pedido de juicio político que han realizado el Presidente de la Nación junto a los gobernadores y gobernadoras de la República Argentina”.
  • “Hay manejo discrecional del Poder Judicial en detrimento del sistema representativo, republicano y federal de gobierno previsto en nuestra Constitución Nacional hasta arrogarse facultades del Poder Legislativo, al determinar mediante fallos (y no por ley del congreso), el porcentaje de coparticipación de CABA”.

Previo al almuerzo el Presidente volvió a atacar a la Justicia, al plantear: “En el país los únicos privilegiados son los jueces”, después de enviar al Congreso el pedido de Juicio Politico contra la Corte Suprema. Además le envió una dura chicana a uno de los integrantes del máximo tribunal, Carlos Rosenkrantz, al encabezar un acto en Mar del Plata.

Alberto Fernández apuntó contra Rosenkrantz, sin mencionarlo: “Aprendimos que donde hay una necesidad, hay un derecho, a pesar de lo que dice algún juez”. El integrante de la Corte había dicho: “No puede haber un derecho atrás de cada necesidad”, sencillamente, porque no hay suficientes recursos para satisfacer todas las necesidades”.