Encapuchados tomaron de rehenes a dos mujeres y amenazaron con matar a un niño

Tres violentos ladrones retuvieron a una mujer de 79 años, a otra de 35 y a su hijo. Robaron dinero. 

Tres violentos delincuentes encapuchados tomaron de rehén a una familia, amenazaron con matar a un niño de 3 años y luego escaparon, pese a una gran persecución por una zona de montes. El hecho ocurrió el miércoles a la siesta, en el acceso a Juan Pujol.

El dueño de la propiedad, identificado como José Luis Martino, contó que todo inició después de las 15.30 cuando salió de su casa. “Si bien no lastimaron a nadie, amenazaron a mi cuñada, de 35 años, con matar a su hijo de 3 que también estaba allí”, relató al portal Austral Correntina.

Explicó que “redujeron a mi mamá que estaba en el gallinero. No la lastimaron, pero la tiraron al piso, ella tiene 79 años y una operación de cadera. Los hombres tenían máscaras y armas”, con las que amenazaron a la mujer a quien obligaron a ir hasta la casa de su cuñada que queda a unos 30 metros. 

De allí se llevaron el dinero que tenían, explicó.

Mencionó que mientras los delincuentes permanecían en la propiedad en búsqueda de más dinero, vieron que se acercaba el padre de Martino y su cuñada les rogó que se fueran, porque ellos lo querían esperar. 

Ella les dijo que era solo un jubilado y que no tenían más dinero.

En su relato señaló, además, que “no estamos en un lugar escondido, sobre la ruta. Uno labura toda su vida para que le saquen los pocos ahorros que tiene”.

Sobre el trabajo investigativo contó que “anoche unos amigos y la policía los corrieron por las quintas, pero no los pudieron alcanzar. La policía de acá los persiguió como 2000 metros. Hicieron lo que pudieron. Yo los conozco a los muchachos, pero no les pueden tirar. Tenen que tratar de matarlos a ellos para que tiren”, explicó para graficar una evetual actuación en defensa propia. 

Con tono de resignación expresó: “Uno no sabe qué hacer porque si ellos no pueden, menos podemos hacer nosotros. Ahora está la Brigada, vino gente de Curuzú Cuatiá, Mercedes, Monte Caseros y Corrientes”, contó.