El príncipe Harry y los mitos reales sobre ir al psicólogo

En sus memorias, cuenta cómo le pidió a su hermano mayor que lo acompañara a una de sus sesiones de terapia para demostrarle que no pasaba nada malo. Los miedos y prejuicios de la psicoterapia.

Las memorias del principe Harry, Spare, fueron publicadas hoy y, como se desprende de los diversos extractos, ofrecen una visión íntima de su vida, especialmente su tumultuosa relación con la familia real. Al hablar sobre su salud mental en el libro, el duque de Sussex también mencionó cómo buscó terapia para resolver sus problemas y regular sus emociones de una mejor manera.

Harry relató una instancia de 2019 cuando se sintió abrumado en la ceremonia de premios WellChild y el príncipe William expresó su preocupación por su salud mental. “Dijo que no estaba bien. Volvió a decir que necesitaba ayuda. Le recordé que estaba haciendo terapia”, escribió Harry, y agregó que el Príncipe de Gales se negó a ir con él a una de sus sesiones.

Tiempo después, según relata Harry, algo cambió. William creía que “no estaba bien” debido a su decisión de renunciar a sus deberes reales. “De hecho, recientemente me había dicho que quería acompañarme a una sesión porque sospechaba que me estaban ‘lavando el cerebro’”, agregó Harry.

Finalmente, William nunca fue a la sesión de terapia. “Después de trabajar duro para ser más consciente y más independiente, era un extraño para mi hermano mayor. Ya no podía relacionarse conmigo ni tolerarme. O tal vez fue solo el estrés de los últimos años, las últimas décadas, finalmente derramándose”, escribió.

En uno de los primeros extractos virales del libro, en el que Harry reveló su pelea física con William por Meghan, dijo que aunque no le contó de inmediato a su esposa sobre la pelea, sí llamó a su terapeuta para buscar ayuda.

Para qué sirve hacer terapia

Enfatizando la importancia de la terapia para comprender y dominar las emociones, Aishwarya Raj, psicóloga clínica que ejerce en Delhi-NCR, dijo: “Tiene sentido (y es tranquilizador) buscar psicoterapia si se sufre de problemas psicológicos y corporales como resultado de la sobrecarga emocional. La habilidad más importante aprendida a través de la psicoterapia es la regulación de las emociones. Para ayudar a un individuo a comprender y manejar las emociones, se utilizan principios de terapia cognitivo-conductual (TCC), terapia dialéctico conductual (TDC), atención plena y otros enfoques humanitarios. Aparte de esto, la psicoterapia también ayuda a las personas a identificar, reconocer y describir las emociones.

Agregó que la terapia permite el amor propio incondicional y la autoaceptación que, en última instancia, resulta en una regulación emocional. “Hace que las personas eviten los sentimientos y elijan acciones que afecten su bienestar. Ayuda a tener una mejor toma de decisiones, pensamiento crítico constructivo y habilidades para resolver problemas”, finalizó.